Un radical que apostó al consenso y un macrista con discurso duro enfrentaron en la elección con protagonismo opositor y baja participación.

Pasadas las 18 de este domingo se dio el cierre de las urnas en la premiera elección del calendario 2023. La elección enfrenta a los precandidatos al diputado nacional Martín Berhongaray de la UCR y al diputado nacional Martín Maquieyra de PRO.

El ganador de la interna se enfrentará el 14 de mayo al gobernador Sergio Ziliotto, quien va por la reelección. La elección fue una interna abierta, obligatoria y simultánea. Pero no fue obligatorio para los ciudadanos sino para los partidos que tienen que definir candidaturas: si hay una sola lista, no deben presentarse en esta instancia. Según los primeros cálculos, apenas un 10% de los habilitados habría concurrido a las urnas.

El padrón habilitado contactó a 238.232 votantes. Lo integran los afiliados a la UCR, al PRO y otros partidos de la coalición, además de los independientes.

Tanto el radical Berhongaray (hijo del directente alfonsinista Antonio Pacheco Berhongaray) como Maquieyra recibieron el respaldo de los directentes nacionales de ambos partidos.

Mientras Berhongaray radical se alinea en Evolución Radical, Maquieyra recostó sobrio a Horacio Rodríguez Larreta en el espectro de la fuerza macrista. Pero el propio expresidente Mauricio Macri, Patricia Bullrich y María Eugenia Vidal participaron en la campaña pampeana.

En los dos búnkers nacionales, aunque no es una provincia con un electorado de gran peso numérico, la pulseada adquiere relevancia por ser la primera del calendario electoral.

“Siempre busco el consenso. Con la grieta no se pueden alcanzar las soluciones”, dijo Martín Berhongaray.

“Quiero terminar con 40 años del mismo gobierno. Hay pobreza e indigencia, en una provincia que tiene todo”, afirmó Martín Maquieyra.

Berhongaray asumió la candidatura en un convulsionado de lista en la UCR, cuando el senador nacional Daniel Kroneberger (quien había instalado su figura un año antes) retiro de la solicitud. Fue tan confuso que hasta cambió la compañera de fórmula: al radical lo acompaña Patricia Testa, una maestra jardinera y ex diputada provincial de General Pico.

Pero la interna en el radicalismo nunca termina: el exsenador nacional Juan Carlos Marino (varias veces candidato a gobernador) anunció que no participaría de la interna.

Martín Maquieyra Estudió Ciencia Política en la UCA. Su apellido saltó a la política cuando su hermano le hizo una pregunta pública a la presidenta Cristina Kirchner en la Universidad de Harvard. Asumió de diputado nacional en 2016 cuando Carlos Mac Allister renunció a la banca para ir a la secretaría de Deportes. Después Maquieyra hizo su propio camino, logrando dos reelecciones en 2017 y 2021.

Además Juntos por el Cambio definió las candidaturas a intendente de Santa Rosa y General Pico.

En la capital pampeana (que acudió al intendente Luciano di Nápoli, de La Cámpora) el exintendente Francisco Torroba (UCR), el macrista Martín Ardohain y el radical Federico «Colo» Roitman (llamada Lista K, «Podemos») de un sector minoritario del radicalismo. El padrón de Santa Rosa tiene 71.586 votantes.

En Pico habrá cuatro precandidatos en Juntos por el Cambio. Adriana García (PRO), Juan Pablo Vieta (UCR), Juan Carlos Passo (exsenador nacional, alineado con el GEN de Margarita Stolbizer) y Jorge Amato (UCR). Todos apuntaron al enorme gasto del municipio picense: «Hay 63 funcionarios, y cobran arriba de 500 mil pesos», dijo Juan Pablo Vietta, un crítico que repitió los otros precandidatos. En Pico el padrón son de 39.800 electores.

Juntos por el cambio irá interno en otros tres pueblos: Ingeniero Luiggi, 25 de Mayo y Miguel Cané.

En 5 pueblos (de un total de 89), el Partido Justicialista irá a internas.

Noticia en déarrollo.

SD

Mira también