Sáb. Feb 4th, 2023

    El Gobierno intensifica sus movimientos para desbloquear la eterna ley de vivienda, que podría ser debatida en el Congreso con nuevas sorpresas. Para la negociación de la coalición ahora una serie de modificaciones en el anteproyecto de ley aprobado en el Consejo de Ministros el año pasado para contemplar más intervenciones sobre los alquileres, como la limitación de precios a las nuevas viviendas que se incorporan al mercado de alquiler y la redefinición del concepto de gran tenedor. Desde el ala socialista ya reconoce movimientos en este sentido. La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, aseguró la semana pasada en una entrevista con el Periódico de España qu’estaban analizando con sus socios de Gobierno la posibilidad de reformular el concepto de gran tenedor incluido en el anteproyecto de ley. En principio, PSOE y Unidas Podemos acuerdan que estos propietarios serían los únicos afectados por la limitación a los alquileres y los definieron como aquellas personas físicas y jurídicas con más de diez inmuebles urbanos en propiedad excluyendo garajes y trasteros, ou una superficie construida de más de 1.500 m2. En la práctica, una forma de penalizar a los grandes fondos sin castigar a los pequeños propietarios. Algo que fue enmendado más tarde por Unidas Podemos que sigue buscando que la medida no efectúe distinciones en este sentido. Sin embargo, ahora Transportes estudia abrir la veda y que se rebaje esta definición a los propietarios de entre cinco y diez inmuebles, como así lo confirmó el Ministerio de Transportes a este periódico. Una modificación con la que buscan aumentar considerablemente el parque de vivienda afectado por los topes de precios de alquiler y contentar de algunos formados a sus socios. Según Transportes, al igual que otras medidas incluidas en la ley, la norma deberá ser fijada por las comunidades autónomas en aquellos barrios que puedan acreditarse como zonas tensionadas. Otro concepto que podría redefinirse durante las negociaciones, pero que en un principio abarcaría a aquellas localizaciones donde el alquiler medio o hipoteca más gastos representa el 30% de los ingresos por hogar, además de la acreditación de que en los últimos cinco años el el alquiler ha subido más de cinco puntos por encima del IPC autonómico. Pero podría haber más novedades. Fuentes de Transportes aseguran ha sido periódico que hay más temas de discusión sobre la mesa «pero están siendo todavía objeto de negociación» y por el momento no se concretan las características que se tratan. Advance of Díaz Fuentes cercanas a las negociaciones señalan que uno de estos puntos sería el referente a los contratos de las viviendas que entren por primera vez al mercado de alquiler en las zonas tensionadas. Unidas Podemos quiere que estos sean también marcados por un límite de precio que esté regido por el mismo índice de referencia de precios que entrará en vigor en un plazo máximo de 18 meses después de la aprobación definitiva de la norma que tope los alquileres a los grandes tenedores, a menos que en este caso se trate de pequeños propietarios. Noticia Relacionada estandar Si ERC y Bildu amenazan los planes del Gobierno en las últimas leyes clave Juan Casillas Bayo El Congreso habilitará enero para avanzar en las normas por el Derecho a la Vivienda y de Seguridad Ciudadana Por el momento, el anteproyecto sigue marcando que los propietarios de menos de diez viviendas en zonas tensionadas tendrán que prorrogar los contratos a sus inquilinos de manera automática colgante un año, y hasta un máximo de tres, con el mismo precio y las mismas condiciones que en el momento en el que la zona sea declarada como alto. Una medida que la formación morada, con la vicepresidenta Yolanda Díaz al mando, ya ha conseguido arrancar al PSOE dentro del decreto de medidas contra la inflación aprobado pendiente de los últimos coletazos del año pasado. Hasta julio, los propietarios estarán obligados a prorrogar seis meses más el precio del alquiler a aquellos inquilinos a los que se les venza el contrato. Un logro que da alas un Unidas Podemos para hacer crónica la norma en la futura ley de vivienda. Otras de las cuestiones que frenan la aprobación de la nueva ley ya han trascendido por parte del resto de implicados en la negociación, ERC y Bildu, dos partidos independentistas que, como ya ha ocurrido con otras leyes, serán la llave para que el Gobierno saque Adelante la norma. Por el momento, ambas formaciones se muestran infranqueables en las conversaciones. ERC busca que las intervenciones al alquiler que incluyan la ley de vivienda se asemejen a la norma ya aprobada en Cataluña hace tres años para que de blindada y se une a Bildu y Unidas Podemos en la demandencia de queden prohibidos los desahucios sin alternativa habitacional.

    Por admin

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *